seguros de vida cubren el suicidio

Tener un seguro de vida cuesta menos que nunca. Vivimos más años y es muy poco probable que muramos de forma prematura. Además, existe una amplia oferta en el sector para que podamos elegir la mejor opción para nosotros y no pagar de más. Es la hora de buscar un seguro de vida barato.

Dos son los principales motivos que han abaratado en los últimos tiempos los precios de los seguros de vida: los bancos ya no pueden obligarnos a contratar sus productos y, al mismo tiempo, ha aumentado la esperanza de vida y ha bajado la mortalidad. Por esto, y por otras circunstancias, es ahora el mejor momento para que nos planteemos contratarlo.

Ya no tenemos que contratar el seguro que nos vende el banco

Hasta hace poco, los bancos podían obligarnos a contratar con ellos algún producto como condición para darnos la hipoteca. Sin embargo, tras la aprobación de la Ley 5/2019, reguladora de los contratos de crédito inmobiliario, los usuarios somos libres de contratar los seguros con quien queramos.

Esto, en la práctica, supone un importante ahorro para los consumidores. Contratar los seguros con el banco es hasta un 60 % más caro que con una aseguradora. Desde el 16 de junio de 2019, cuando entró en vigor la Ley 5/2019, ya no tenemos que conformarnos con el seguro del banco y podemos ahorrar mucho dinero cada mes.

Lo que sí es común ahora es que los bancos ofrezcan tipos de interés más bajos en las hipotecas a cambio de contratar estos productos con ellos. No obstante, la diferencia de precios es tan elevada que, aun así, nos puede compensar no contratarlos con el banco.

Además, con nuestro comparador de seguros de vida, dispones de un solo vistazo de diversas opciones, para elegir la que mejor se adapte a tus circunstancias y tu presupuesto.

La mejora de la esperanza de vida ha abaratado los precios

Para calcular un seguro de vida, una de las variables que se tienen en cuenta es la edad del asegurado. Por ello, las primas son más bajas cuanto más joven contratemos la póliza; hay más riesgo de muerte conforme nos hacemos mayores.

Pero, además, también se tiene en cuenta la esperanza de vida. Cuanto más elevada sea, más pequeña será la tarifa que nos impondrá la aseguradora. España es uno de los países con mayor esperanza de vida. En 2018, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), esta era de 85 años para las mujeres y 80 para los hombres.

¿Los hombres pagan más por tener una menor esperanza de vida?

Hasta diciembre de 2012, las mujeres pagaban menos por el seguro de vida porque su esperanza de vida es mayor. El Tribunal de Justicia de la Unión Europea determinó que no podía existir esa discriminación por sexo en los seguros. Por eso, ahora ambos sexos pagan por igual.

Además, esa cuota es más pequeña que hace unos años porque, si todo va bien, los dos vivirán más de 80 años. Esto reduce el riesgo de que podamos morir prematuramente y dentro de los límites máximos de nuestra póliza.

¿Entonces los seguros de vida tienen límites de edad?

Lo más normal es que los seguros de vida sean temporales: cubren el fallecimento solo hasta cierta edad. Hay compañías que establecen el límite en los 65 años, aunque otras llegan hasta los 80 años, por ejemplo. En ese caso, hay que tener en cuenta que, a mayor edad, las primas serán más caras porque el riesgo de fallecimiento es más grande.

El precio es bajo porque la mortalidad ha descendido

Aunque nos cueste creerlo, tener un seguro de vida es muy barato. La diferencia con las cuotas de otros seguros es muy grande por un motivo sencillo: es poco probable necesitarlo. Es mucho más probable que tengas un golpe con el coche o tengas que llamar al fontanero por una avería en casa.

Por ejemplo, según datos de Unespa, la patronal de los seguros, en 2018 las aseguradoras tuvieron que arreglar más de 4 millones de vehículos. En cambio, solo 60 000 familias necesitan cada año cobrar una póliza de vida.

Por supuesto, el deseo de todos es no tener que necesitar nunca el seguro de vida. Sin embargo, cubre un riesgo muy importante y nos ayuda a asegurar el futuro de los nuestros.

Los asegurados tienen un menor riesgo de muerte

Los datos del INE reflejan muy bien cómo se ha reducido en apenas unos años el riesgo de muerte prematura de una persona en España. Los avances médicos y la caída de los accidentes de tráfico son algunos de los motivos. Por ejemplo, según datos de la Dirección General de Tráfico, en 2017 murieron 1830 personas en las carreteras españolas; solo diez años antes, esa cifra llegaba a las 5604 personas, casi cinco veces más.

En definitiva, las cifras del INE explican que las personas que tienen edad para tener un seguro de vida mueren ahora mucho menos que antes, por lo que el riesgo que asumen las aseguradoras es menor. Eso, en la práctica, se traduce en unas cuotas más bajas.

Por ejemplo, en 2017 la probabilidad de que una persona de 30 años muriera era de 0,3 entre 1000. Sin embargo, en 1991 era cuatro veces más probable (1,4 entre 1000).

Un seguro de vida barato para un gran riesgo

No necesitas invertir una gran cantidad de dinero para protegerte a ti y a los tuyos. Ahora, puedes elegir dónde contratar el mejor seguro de vida, que incluya los servicios que tú quieres y sin depender de los altos precios de los bancos.

Puedes solicitar el asesoramiento de nuestros expertos, que te ayudarán a elegir un seguro de vida barato, pero que te aportará una gran tranquilidad económica para ti y tu familia.

También te interesará esto

Deja aquí tu opinión


Escríbenos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *