actividades peligrosas seguro de vida

Los seguros de vida no son obligatorios en las hipotecas, pero lo más normal es que el banco te exija uno para concederte el préstamo. Sin embargo, las entidades ya no pueden obligarte a que lo contrates con ellas, lo que supone un grandísimo ahorro.

En España, no hay ninguna ley que nos obligue a contratar un seguro de vida ligado a la hipoteca. Sin embargo, es un producto que se suele exigir como condición para conseguir el préstamo. Es algo normal, ya que así el banco se asegura de que, ocurra lo que ocurra, la deuda quedará pagada.

¿Cómo funcionan los seguros de vida hipoteca?

Este tipo de productos se encargan de que, en caso de fallecimiento o invalidez del asegurado, la compañía aseguradora pague al banco la hipoteca pendiente. Esto no solo aporta tranquilidad al banco, sino también a nosotros y a nuestra familia.

Según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), cada familia pide al banco 121 414 euros para comprarse una vivienda (datos de julio de 2019). Esto supone un gran compromiso económico que dura una media de 24 años, según el INE. ¿Qué ocurriría si sufriéramos un accidente y no pudiéramos seguir trabajando? ¿Y si falleciéramos? Nuestros herederos y familiares tendrían que encargarse de esa deuda, algo que podría dañar su economía seriamente. Por ello, los seguros de vida no son obligatorios al contratar el préstamo, pero sí muy recomendables.

La diferencia entre el seguro de vida y el seguro de vida hipoteca es el beneficiario. En estos últimos, quien recibe el dinero si nos ocurre algo es el propio banco; así, se asegura de que el dinero de la indemnización irá destinado a saldar la deuda. El dinero restante (si lo hay), será para nuestra familia.

¿Los seguros de vida que ofrece el banco son obligatorios?

No, puedes elegir el de la aseguradora que quieras. En junio de 2019, se aprobó en España la Ley 5/2019, reguladora de los contratos de crédito inmobiliario. Esta ley es muy importante, ya que permite que los usuarios puedan contratar los seguros con quien quieran y no necesariamente con el banco con el que firman la hipoteca.

Así lo recoge la propia ley, en su artículo 17.3: […] el prestamista deberá aceptar pólizas alternativas de todos aquellos proveedores que ofrezcan unas condiciones y un nivel de prestaciones equivalentes a la que aquel hubiera propuesto. Es decir, solo puede exigirnos que el seguro cubra ciertas circunstancias, pero nosotros elegimos con qué compañía.

Además, es mucho más caro contratarlo con el banco que elegir a una aseguradora. Si decides comparar precios, te darás cuenta de que puedes llegar a pagar hasta un 50 % más si eliges el producto del banco.

¿Y si ya tengo el seguro de vida contratado con el banco?

No importa qué te diga el banco: siempre puedes cambiarte a otra compañía. Compara entre las mejores aseguradoras y elige un seguro de vida más barato y ajustado a tus necesidades.

Para poder cambiar la póliza de vida, solo tienes que avisar con un mes de antelación a la fecha de vencimiento. Para ello, envía por escrito y por correo certificado un documento en el que expliques que ya no quieres renovar el contrato. En él deben figurar todos los datos de la póliza y del contratante.

El caso de los seguros de prima única

Los seguros de vida de prima única son un producto beneficioso para el banco, pero no para el cliente. Por tanto, no debes aceptar este tipo de productos.

Obligan a pagar de forma anticipada y de una sola vez todas las cuotas, por lo que supone un gran desembolso. Por ejemplo, un seguro de vida de prima única puede valer unos 8000 euros. Si no tenemos ese dinero, lo añadiremos al préstamo de nuestra hipoteca. El resultado será una hipoteca mayor y, por tanto, más intereses.

Si contrataste un seguro de vida de prima única con el banco, no te preocupes. Este tipo de productos también se puede cancelar y se puede pedir la devolución de las primas que no hayas gastado. En este caso, lo mejor es que solicites la ayuda de un experto del sector para que te ayude a recuperar tu dinero.

¿Y si el banco me ofrece una hipoteca más barata?

Las entidades bancarias cobran unas altas primas por los seguros de vida. A veces, hasta un 100 % más altas. Por eso, les conviene que decidas contratarlo con ellos. Sin embargo, para ti es un gasto muy grande que no tienes por qué asumir.

Para conseguir que lo contrates con ellos, es común que te ofrezcan algo a cambio. Lo más normal es que te abaraten el tipo de interés de la hipoteca. Por ejemplo, si este es del 1,5 %, te lo reducen al 1,2 % si contratas con ellos el seguro de hogar y el de vida.

En este caso, lo mejor es comparar ambas opciones. Los precios de los seguros con el banco son mucho más altos que con las aseguradoras. Si echas números, te darás cuenta de que, aun aceptando un tipo de interés más alto, es mejor ahorrar en el seguro de vida.

Seguro de vida hipoteca, un salvavidas para tu familia

Según datos de Unespa, la patronal de los seguros, cada año 6500 familias sufren un fallecimiento o una enfermedad que les dificulta seguir pagando la hipoteca. De esta cifra, 4700 familias pueden cada año asumir esa deuda gracias a un seguro de vida hipoteca.

En definitiva, ¿son los seguros de vida obligatorios en las hipotecas? No por ley, pero sí en la práctica. Los bancos suelen pedirlos y es recomendable que lo contrates. Proporcionan seguridad financiera para ti y los tuyos a un precio más bajo de lo que crees.

También te interesará esto

Deja aquí tu opinión


Escríbenos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *