5 buenos propósitos baratos (y realistas) para el 2022

Los buenos propósitos no tienen por qué implicar un gran desembolso de dinero ni enormes sacrificios. 5 ideas baratas para que el 2022 sea un año de tranquilidad y felicidad.

Entre los buenos propósitos de año nuevo hay siempre algunos que se repiten constantemente: apuntarse al gimnasio, aprender un idioma, dejar de fumar, adelgazar, independizarse, viajar al extranjero… Por supuesto, si se repiten es porque no solemos cumplirlos. A veces es porque exigen una gran fuerza de voluntad. Y, otras veces, porque implican un esfuerzo económico que luego no podemos afrontar.

Para despedir el 2021, lo mejor que se puede hacer es pensar en todo lo que nos espera con el 2022. Y, para conseguir que el 2022 sea tu año, nada mejor que plantearte algunas metas realistas, pero que te aporten mucha felicidad y tranquilidad. Por eso, toma buena nota de estas sugerencias con las que recibir el año nuevo y quédate con las que más se ajusten a tu estilo de vida.

Comenzar un método de ahorro

El ahorro es siempre uno de los mejores propósitos para el año nuevo. Estas son algunas sugerencias:

1. Kakebo

Consiste en anotar cada uno de los gastos e ingresos previstos, como un libro de contabilidad personal. Al inicio del mes, se apuntan los gastos y los ingresos fijos (la hipoteca o el alquiler, la nómina, la luz…) y, a partir de ahí, se van descontando el resto de gastos, clasificados por categorías (ropa, ocio…). Este método te permite ver de un vistazo en qué gastas tu dinero, para saber si estás derrochando en categorías innecesarias. No obstante, requiere ser constante para ir anotando todo.

2. El método de las 52 semanas

Con este sistema, consigues ahorrar 1378 euros anuales. Es muy sencillo:

La primera semana guardas un euro. La segunda semana, dos. La tercera, tres. Y así, hasta que la semana 52 apartas 52 euros. La suma total será de 1378 euros cuando termine el año.

La ventaja de este sistema es que es muy fácil para ir empezando, porque apenas cuesta trabajo apartar unos pocos euros a la semana. Tiene muchas variantes. Se puede hacer al revés y empezar el año ahorrando 52 euros la primera semana, para terminar con un solo euro en la semana 52. O también se puede hacer mes a mes, por ejemplo, y guardar 1 euro el día 1, 2 euros el día 2, 3 euros el día 3… Y así hasta acumular 465 euros en 30 días.

Por supuesto, se pueden adaptar las cantidades a los ingresos que tengamos. Ese es otro punto fuerte de esta opción: es muy flexible.

3. El método 50/20/30

Consiste en dividir la nómina en tres partes. El 50 % irá para los gastos fijos (hipoteca, suministros, gasolina…). El 20 % irá para el ahorro, como si fuese un gasto que no puedes eliminar. Y el 30 % restante es para que lo gastes como quieras (ocio, cultura, regalos…).

Este sistema es muy sencillo, aunque exige saber de antemano más o menos a cuánto ascienden tus gastos fijos. Si necesitas más del 50 % de tus ingresos para ellos, puedes reestructurar los porcentajes para adaptarlo a ti.

Llamar más por teléfono

Las redes sociales nos han hecho olvidar un poco el contacto personal con los demás. Pero aún hay muchos, sobre todo los más mayores, que prefieren oír nuestra voz a leer un mensaje en el WhatsApp. Dedicar un ratito cada semana a llamar a quienes más queremos puede ser un gran propósito para el 2022, especialmente tras los meses de pandemia que tanto han golpeado a las familias.

Contratar un seguro de vida

El futuro de los nuestros no tiene precio. Los seguros de vida son una red de seguridad para lo que pueda pasar. La vida es impredecible y la tranquilidad que brindan estos productos marca la diferencia.

Estamos hablando de buenos propósitos baratos, y los seguros de vida lo son. ¿Sabías que, por menos de lo que te cuesta salir un par de noches a cenar, puedes contratar el capital necesario para que tu familia esté tranquila varios años? Por ejemplo, una persona de 45 años puede contratar 100.000 euros por solo 141 euros anuales. Es menos de lo que cuesta el seguro del coche y mucho menos de lo que nos gastamos en un móvil, por ejemplo.

La clave para que este propósito sea barato es comparar precios para no pagar de más. En nuestro comparador puedes ver las mejores ofertas de las compañías más importantes de España. Solo tienes que insertar tu edad y el capital que quieres contratar: la plataforma se encarga de todo lo demás para que tú solo tengas que hacer clic.

Buscar una nueva afición

No hace falta pagar unas carísimas clases en una academia para iniciarte en un hobby. ¿Y si has pagado un curso y resulta que no te está gustando como pensabas? No necesitas gastar mucho para empezar a aprender un nuevo idioma. O para comenzar con la cocina. O para el bricolaje, la costura, la escritura, el maquillaje, la fotografía… Internet se ha convertido en la escuela perfecta para los principiantes de cualquier disciplina. Si hay algo que te llame la atención, seguro que puedes encontrar un vídeo, un blog o un podcast que te oriente. Y es que, si algo debe tener el 2022, es momentos de relax y de ocio en los que desconectes del día a día y disfrutes.

Salir a la naturaleza una vez a la semana

El ajetreo y el estrés del día a día a veces nos hacen renunciar a uno de los mayores placeres de la vida: pasear al aire libre. Un buen propósito para 2022 es reservar un hueco todas las semanas (o incluso todos los días) para alejarte de la ciudad y disfrutar de la naturaleza. Puedes investigar alguna ruta natural cerca de tu zona y organizar una excursión con toda la familia. O simplemente visitar un parque que no conocías y pasar un rato en el césped. Es un pequeño capricho muy barato con el que alegrarte los días del año próximo.

¿Ya has elegido tus buenos propósitos para 2022?

¡Ahora te toca a ti! Elige tus buenos propósitos para el 2022 y que el año nuevo no te pille desprevenido. Ten en cuenta que, si te decides ahora por contratar un seguro de vida, puedes aprovechar las ofertas de fin año para ahorrar todavía más. ¿A qué esperas?

También te interesará esto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Comparte en Pinterest